martes, junio 22, 2021

Los 10 rasgos del Cliente Diez para un consultor de comunicación

REDACCIÓN Martes 25 de agosto de 2015

Miguel Angel Robles, socio-director general de Euromedia Comunicación, desgrana en su blog un retrato robot del cliente perfecto en 10 puntos.

ARTÍCULO PATROCINADO POR PUNTONEWS

1) SE CREE SU TEMA


“Cuando diga su tema, quiero decir su empresa, su asociación, su colegio profesional, su administración pública, su partido, su lo que sea. Se lo cree, y se lo cree mucho, hasta el punto de contagiarte su fe (…) el entusiasmo, la energía, la iniciativa y la ambición (…) He conocido mucha gente así y trabajar con ellos como consultor es una maravilla. Porque en un momento de debilidad puedes llegar a dudar de su proyecto, pero jamás dudarás de ellos. Y en consecuencia te dejarás la piel”. 

 

2. SE CREE, Y MUCHO, LA COMUNICACIÓN


“(…)  Nada apasiona más que trabajar para un cliente que cree que puedes cambiarle la vida con la Comunicación. Cuando eso pasa, y eres consultor, te pones automáticamente en modo on. El piloto se te enciende, y piensas: aquí va a pasar algo gordo”.

 

3. LE DECICA TIEMPO


“(…) Un consultor que rema contra corriente, que se siente solo y no correspondido, aun ganando mucho dinero, es un consultor que acaba bajando los brazos. Hablemos claro: las relaciones en las que no hay llamadas, ni roces, ni deseos de verse y de estar juntos, ni confidencias, ni propósitos comunes, acaban como acaban (…)”.

 

4. SE LO CREE (UN POCO)


“(…) Un ego potente es una cosa importantísima, y estupenda, siempre que no esté desbocado. Yo no conozco un solo cliente bueno, bueno de verdad, que no tuviera su poquito de ego, bien controlado eso sí. Si no hay ego, no hay seguridad, ni carisma, ni distinción, ni capacidad y ambición de proyección pública (…)”

 

5. Y (CON ÉL) TÚ TAMBIÉN TE LO CREES


“Con el cliente diez, te crees bueno, bueno de verdad, porque respeta y valora tu criterio profesional, y no es que sólo se deje asesorar, sino que quiere ser asesorado, para eso te paga además, para que lo asesores. Un cliente diez distingue perfectamente cuándo un consultor es consultor y cuándo es un secretario o un guardaespaldas (…)”

 

6. TIENE PALADAR.


“El cliente diez es exigente, y sabe distinguir un trabajo excelente de uno bueno y uno bueno de uno mediocre. Allí donde hay un cliente con paladar, hay un consultor esforzándose en dar lo mejor de sí en cada trabajo”.

 

7. TE FELICITA (CADA VEZ QUE TE LO MERECES)


“No soporto –bueno, las soporto pero no me emocionan- las relaciones basadas en un intercambio de documentación sin comentarios ni valoraciones. (…) el eres un crack, el no dejas de sorprenderme, el me encanta cómo lo has planteado, el wow, me has dejado con la boca abierta, no sólo son bienvenidos, sino que son la mejor gasolina para que nuestro motor funcione. Inversamente, prefiero un comentario crítico al ni frío ni calor por sistema”

 

8. DA LAS GRACIAS


“El cliente diez es educado, muy educado, no pierde las formas, tiene empatía y ese punto de sex appeal indiscutible que tienen todos los tipos que dan las gracias, aunque te paguen…  Un cliente que da las gracias por simple educación y porque valora el esfuerzo, y la dedicación, y la creatividad, y el tiempo, y el talento, ese es un cliente que no está comprando tu trabajo, está comprando tu alma”. 

 

9. NO HABLA DE DINERO


“(…) sabes que lo último que harías es inflar los márgenes, porque se alegra de que a sus colaboradores les vaya bien, y porque además hablar de dinero es una ordinariez. No, el cliente diez nunca regatea con un consultor con el que lleva trabajando muchos años, y si tiene severas limitaciones presupuestarias, las expone de antemano. 

 

10.  BE MY FRIEND.


“Hay consultores que eligen poner una barrera entre su vida personal y profesional. Y clientes que igualmente no quieren mezclarse con sus colaboradores. Es una opción respetable. Pero no la comparto. Tengo la suerte de llevar trabajando durante mucho tiempo con clientes que  son ya más amigos que clientes (…)”.

 

PARA LEER EL POST COMPLETO, PINCHA AQUÍ


 


 

ARTÍCULO PATROCINADO POR PUNTONEWS