viernes, abril 12, 2024

Mario Jiménez (CEO de theGarage): “Ante una crisis, ninguna marca recurre a un influencer, sino a un equipo de comunicación competente”

La agencia PRGarage acaba de cambiar su nombre para pasar a denominarse theGarage. En esta nueva etapa, tal como reza su nuevo claim, ‘Influencia Creativa’, van a apostar más aún si cabe por la creatividad como elemento diferenciador de su posicionamiento. De todos estos cambios nos habla Mario Jiménez, CEO de la agencia, desde sus nuevas oficinas en el barrio madrileño de Retiro.

ARTÍCULO PATROCINADO POR MYNEWS

Por Fernando Montero / 18 de marzo de 2024

Básicamente se trata de una adaptación a las nuevas demandas de nuestro mercado. En nuestra anterior denominación, aparecía muy remarcado el término ‘PR’. La cuestión es que nosotros, además de PR, tenemos una oferta de servicios que va mucho más allá. Hacemos eventos, marketing digital, influencer marketing, análisis de datos, investigación y todos los servicios que ofrecen las consultoras de comunicación integral. Para evitar confusiones innecesarias sobre lo que es nuestra actividad real, hemos decidido prescindir del ‘PR’ en el nombre de la agencia. No obstante, tengo que subrayar que la comunicación corporativa y el PR sigue siendo la base fundamental de nuestra actividad.

Sí, en nuestros inicios la mayor parte de nuestros clientes eran del sector tecnológico. Con el tiempo, hemos ampliando la tipología de clientes y trabajamos en mercados de lo más diversos. Actualmente trabajamos para más de 60 clientes de sectores como tecnología, finanzas, seguros, ocio y estilo de vida, hoteles… De hecho, hemos tenido un gran crecimiento, con un incremento en la facturación de un 40% y un aumento de la plantilla muy importante, pasando de 25 a casi 60 personas. Y, para culminar toda esta tendencia, acabamos de inaugurar unas nuevas oficinas de 700 metros cuadrados en el barrio de Retiro.

Es algo en lo que queremos hacer hincapié con nuestro nuevo claim: ‘Influencia Creativa’. Nosotros, desde nuestros comienzos, hemos realizado un tipo de trabajo que ha estado sustentado sobre la base de la creatividad. Siempre damos un tono creativo a nuestro trabajo, desde las acciones de PR, hasta los eventos que ponemos en marcha, las campañas con influencers, etc. Y es el factor creativo el que queremos apuntalar ahora mucho más, utilizando las nuevas herramientas de análisis de datos, que nos ofrecen grandes posibilidades en este sentido.

Pues yo diría que hace unos tres años cuando entra Palladium en nuestra cartera de clientes. Creamos para ellos un equipo propio especializado en turismo y, a partir de ahí, empezamos a diversificar hacia otros sectores. Y siempre enfocándolo de esa manera. Cuando empezamos con Netflix, creamos un equipo en exclusiva para ese cliente que conocía muy bien la marca y el sector. Es una forma de trabajar muy eficiente, ya que los consultores llegan a conocer muy bien el cliente, sus necesidades, las motivaciones de sus clientes, a los periodistas especializados y las tendencias que predominan en ese mercado. Es la manera más lógica de trabajar, ya que, en un mundo en el que corre todo tan rápido, no puedes dedicar cinco meses en formar a un nuevo consultor. En nuestro sector, el coste de aprendizaje es carísimo.

Nosotros ofrecemos todos los servicios tradicionales de una agencia de comunicación. Comenzando por el PR y las relaciones con los medios, está creciendo mucho otros servicios como la organización de eventos, el influencer marketing, el marketing digital y los servicios creativos en sentido amplio, como ya hemos comentado. Pero sí que hay un servicio emergente, como es el del análisis de datos y la investigación. Es algo que cada vez nos piden más. Son proyectos que no vienen fuera del scope of work habitual. Estamos trabajando con herramientas para ofrecer ese análisis de datos, no solamente del impacto que tiene nuestra labor en medios de comunicación, sino poder analizar una marca en profundidad, desde qué es lo que quieren sus consumidores, dónde se mueven, hacia dónde va su sector… La inteligencia de negocio es algo que cada vez van a demandar más los clientes.

Es muy complicado, la verdad. Esto es algo que ha cambiado mucho en los últimos cinco años. En este periodo, hemos pasado de trabajar a fuego lento la comunicación y la estrategia a que se nos exijan resultados inmediatos, con KPIs supermedibles y que muchas veces tienen más que ver con las ‘ventas’ que con la ‘reputación’. Creo que esto tiene que ver mucho con el momento en que el equipo de comunicación de una marca pasa a estar integrado en el equipo de marketing. O incluso pasa a depender de ‘Compras’, que es algo que cada vez nos encontramos más. Nosotros hemos estado en concursos últimamente en el que la decisión final depende de la persona de ‘compras’.

Sí, es una demanda cada vez más frecuente. Los influencers son perfiles que hay que saber manejar según los objetivos de cada acción, pero que no sirven para todo, ni mucho menos. Si una marca tiene una crisis, no recurre a un influencer, y sí a un buen equipo de comunicación corporativa, que cuene con experiencia y con un protoloco riguroso, serio y bien trabajado. Pero fuera de esto, los influencers y los creadores de contenido ya forman parte de casi todas las estrategias de comunicación de las marcas, y cumplen su papel para determinados tipos de acciones.

Pues eso mismo me lo pregunto todas las mañanas cuando me levanto. Es verdad que Google y Netflix son las dos grandes joyas, pero también somos la agencia de Orange, N26, Grupo Palladium, Häagen-Dazs, Blablacar… En lo que llevamos de 2024, hemos empezado a colaborar con cinco multinacionales, como Sony o Mitsubishi Electric. ¿Que cómo se hace? Pues quiero pensar que hemos generado una reputación que nos ayuda. En la forma de trabajar somos muy rigurosos. Somos sueprestrictos con la calidad de los contenidos y cuidamos mucho la relación con los periodistas. Muchas de estas marcas que terminan siendo clientes nuestros, al final vienen rebotados de agencias más grandes. Al haber tanta competencia, el cambio de agencia está a la orden del día en nuestro sector. El cliente ya no se lo piensa en el momento en que fallas dos veces. En definitiva, si tú quieres mantener cuentas como estas, tienes que dar un servicio impecable cada día.


ARTÍCULO PATROCINADO POR MYNEWS