X
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cristóbal Fernández, Director de Comunicación de Tuenti

De los líderes de opinión a los influenciadores anónimos

Los lideres de opinión adquirieron su máximo apogeo con la llegada de los medios de comunicación de masas. Fueron los propios medios los que en muchos casos otorgaron ese status a aquellos que producían identificación con las audiencias por su grado de notoriedad pública -en un círculo de retroalimentación constante-, su mero cargo o posición, sus éxitos y logros, y en menor medida por sus conocimientos, habilidades o ejemplaridad.

POR CRISTÓBAL FERNÁNDEZ, DIRECTOR DE COMUNICACIÓN DE TUENTI. jueves 13 de marzo de 2014

CRISTÓBAL FERNÁNDEZ
CRISTÓBAL FERNÁNDEZ

De cualquier forma, individuos influyentes sobre la denominada “opinión pública”. Personajes, e incluso organizaciones, que ejercían esa influencia gracias a, y a través de, los propios medios. La conexión con los valores de las audiencias y la apariencia de personalización en la era de la comunicación de masas era sin duda un contrapunto importante (Lazarsfeld y Merton).


Con la llegada de los medios sociales, sólo posible primero con la irrupción de la web 2.0 en la primera década del siglo XXI, hemos asistido a la convivencia del modelo tradicional del líder de opinión junto con la nueva revolución de la nueva “democracia” de la comunicación social. De repente ciudadanos anónimos con el poder de generar contenidos y compartirlos masivamente tenían al alcance de su mano la oportunidad de tener un alcance multiplicado, como nunca hasta entonces había ocurrido.

 

De repente, las reglas del juego cambiaron, el control del mensaje, de la comunicación, de las marcas, saltó por los aires para dejar paso a la capacidad de influencia en manos de cualquier individuo. Influenciadores anónimos gracias a los nuevos medios al alcance de todos, que evidenciaban que el poder de la comunicación amplificada ya no estaba sólo en manos de quienes habían ostentado su control hasta ese momento. Un nuevo escenario que sumió en crisis a todo un sector, puso en cuestión la credibilidad de los propios líderes de opinión tradicionales y planteó nuevos retos para la comunicación y las relaciones públicas, -momento de confusión también aprovechado por algunos oportunistas-, pero que en el fondo nos debe devolver a la esencia de las Relaciones Públicas profesionales bien entendidas.


La capacidad de influencia, ya sea de personas naturales o jurídicas, anónimas o no, va a depender, de nuevo en este escenario, de la confianza, la autenticidad, el entendimiento mutuo y la capacidad para aportar y recibir valor de los demás, desde la responsabilidad social y la ética, utilizando acciones comunicativas desde una posición bidireccional y simétrica con dichos públicos, donde el diálogo cobra un nuevo protagonismo, donde es posible tener un momento de gloria fugaz en el universo online pero donde es necesario construir una relación estable para realmente ser un influenciador sólido y con posibilidades de éxito en el medio y largo plazo en el nuevo escenario digital. 

 

SI BUSCAS AGENCIA DE COMUNICACIÓN, VISITA NUESTRA PASARELA TOP

Comentarios (0)

Escribir un Comentario







Agencias de Comunicación
Agencias de Eventos
Agencias de Comunicación y Marketing Digital
Clipping / Monitorización
Revistas Corporativas / Branded Content
Agencias de Publicidad
Lugares para Eventos
Restaurantes para Eventos
Tecnología para Eventos
Azafatas y Modelos
Catering
Productoras/Comunicación Audiovisual
Regalos Corporativos
Software para Comunicación
Formación
Traducciones e Intérpretes
Recursos Humanos en Comunicación
Proveedores de Comunicación y Eventos