X
Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ARTÍCULO DE JUANFRAN VELASCO, CONSULTOR DE COMUNICACIÓN

La multi-portavocía, el principal reto de la comunicación del nuevo Gobierno

La durabilidad de la coalición dependerá, en gran medida, de 'quién dice qué' a los medios.

POR JUANFRAN VELASCO, CONSULTOR DE COMUNICACIÓN. lunes 13 de enero de 2020

JUANFRAN VELASCO
JUANFRAN VELASCO

Apenas ha arrancado la nueva legislatura y ya se empiezan a ver las principales fisuras en los discursos. Si se analizan los mensajes de las crónicas políticas, una de las palabras que empieza a ganar peso en los titulares es “malestar”. “Malestar en Podemos tras conocer que habrá una cuarta vicepresidencia para Ribera”, Público.es; “Malestar en el Gobierno por la filtración de los ministros de Podemos, aunque niegan que haya crisis”, La Sexta... Aunque parezca contradictorio, la evidencia inicial de una portavocía múltiple y descoordinada supone, a su vez, una gran oportunidad, porque ya se prevé claro el escenario de los medios y las expectativas de algunos periodistas.

 

De esta forma, los asesores y responsables de comunicación y prensa deberán asegurarse de que existen mensajes claros y una postura común. Estas son algunas de las estrategias para mejorar la imagen:

 

1) Conocer bien a los medios

 

“Hablar en público en clase no te garantiza que sepas hablar con periodistas”. Esto mismo reconocía en una reciente entrevista en la Cadena SER la historiadora y politóloga Mercedes Cabrera, quien, tras su paso por la Universidad, fue Ministra de Educación durante el Gobierno de Zapatero. Cabrera explicaba que independientemente de la temática de las ruedas de prensa, las preguntas jamás iban dirigidas a los temas que ella pensaba que eran los importantes. “En todas las ruedas de prensa se hablaba de la asignatura Educación para la Ciudadanía y era imposible tratar algo más”, afirmaba. Aunque muchos de los nombres del Gobierno progresista tienen una amplia experiencia en hablar con los medios, no es lo mismo hacerlo desde un Ministerio. Este será uno de los primeros retos: cambiar el tono y ofrecer una sensación de control y respeto acercando las instituciones a la ciudadanía. Muchos tendrán que cambiar su estilo crítico por un enfoque más transformador y constructivo.

 

2) Asumir el liderazgo en los debates económicos

 

Por la parte del PSOE, los perfiles  técnicos y económicos son los principales atributos de sus fichajes. José Luis Escrivá (Ministro de Seguridad Social, Inclusión y Migraciones) y Arancha González Laya (Ministra de Exteriores, UE y Cooperación) y Nadia Calviño (que repite en Economía) son los nombres con mejor reputación y que más sentimiento positivo generan analizando la cobertura de medios. Por la parte de Unidas Podemos, otros de los perfiles con mejor reputación son Manuel Castells (Ministro de Universidades) y Alberto Garzón (Ministro de Consumo). No obstante, este último tendrá que estar preparado a las hemerotecas y las publicaciones de Twitter, que serán las principales amenazas que se encontrará en el terrero de la comunicación. Sin embargo, también tiene la oportunidad de apoderarse del discurso millennial del nuevo Gobierno

 

3) Rejuvenecer los mensajes y las instituciones

 

Como los tiempos pasan y los millennials están ya más cerca de los 40 que de los 20, Irene Montero (31 años) Alberto Garzón (34 años) representan la Generación Y del nuevo Gobierno. Este es un nuevo territorio que debería explorarse a la hora de buscar atributos positivos y conectar con la población más joven. Si el equipo de Sánchez innovó apareciendo en programas de TV dirigidos al público masivo (Sálvame, El Hormiguero…), el nuevo liderazgo político debería conceder entrevistas a Vice.com, atender a los micrófonos del mundo del podcast y contar con influencers o microinfluencers. Instituciones como la Unión Europea (UE) y Unicef lanzaron la campaña #TheRealChallenge en TikTok para llegar a los más jóvenes y concienciarlos de sus problemas.

 

4) Redes sociales: #Cuéntalo

 

Perfiles como @desdelamoncloa en Instagram (+25K) publican contenidos contenidos dinámicos, pero su Engagement Rate sigue siendo modesto (1,1%). Otras instituciones que tienen mucho potencial para mejorar su reputación digital son el Ministerio de Política Territorial (899 followers) y, sobre todo, Igualdad, siendo la primera vez en la que el Gobierno de España podría tener un papel más activo sobre el feminismo. En el entorno digital, las políticas de igualdad ahora mismo están básicamente representados institucionalmente por @inmujer_es en Instragram (3,5K) o @EstadoIgualdad en Twitter (5,8K); por lo que los responsables digitales de Irene Montero tienen mucho por hacer. Sin embargo, uno de los Ministerios que mejor lo está haciendo es el de Defensa. Tal y como se puede ver en la sección de web y rrss de la página del Ministerio, las Fuerzas Armadas cuentan con más de 30 órganos con perfiles sociales públicos. Algunos, como @defensagob tienen +110K en Instagram y 3,5% de ER. En su sección de stories destacados, podemos ver su emoji favorito o incluso hasta una petición de mano. Es la era de una comunicación emocional, pero en la que tampoco nos podemos olvidar de los datos.

 

5) Evaluación de medidas vs Fake News

 

El éxito de las noticias falsas no radica en el poder del dato o su interpretación, sino en la capacidad de apelar a las emociones. Por tanto, la justificación de la creación o derogación de leyes no debe hacerse por un par de gráficos y un puñado de cifras, sino con una evaluación rigurosa académica para validar los resultados y la rendición de cuentas. En un artículo en El País, Sebastián Escamez reflexiona sobre la importancia de no hacer más políticas a voleo. Por lo tanto, la apuesta en la investigación podría ser otra gran fortaleza a la hora de derribar falsos mitos.

 

En la entrevista en la SER, le preguntaban a la ex-ministra Mercedes Cabrera si le enseñaron bien a “vender los mensajes” y comparecer a la prensa. Ella respondió como anécdota que en una rueda de prensa si tienes mucho empeño en comunicar algo, apúntalo en un papel y guárdalo en el pantalón. “Al final de esto compruebas si lo has dicho o no”. Quizás no es la mejor enseñanza. La inmediatez cada vez nos impide esperar menos al final de la rueda de prensa. Pero de esto sí se puede aprender que la reflexión y el análisis son importantes antes de comunicar mensajes contradictorios y cambiar la situación de “malestar” por el de “bienestar”.

 


Artículo de Juanfran Velasco, Consultor de comunicación


Comentarios (0)

Escribir un Comentario







Agencias de Comunicación
Agencias de Eventos
Agencias de Comunicación y Marketing Digital
Clipping / Monitorización
Revistas Corporativas / Branded Content
Agencias de Publicidad
Hoteles para Eventos
Restaurantes para Eventos
Tecnología para Eventos
Azafatas y Modelos
Catering
Productoras/Comunicación Audiovisual
Regalos Corporativos
Software para Comunicación
Formación
Recursos Humanos en Comunicación
Proveedores de Comunicación y Eventos
Escenarios para eventos